Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2020

La ecología del aplauso

Imagen
No sé de dónde vino la idea, ni quien la propuso. Supongo que será una de esas iniciativas que han pasado de una ocurrencia anodina a un hecho social sin precedentes. Todos los días, a las 20 h., salimos con entusiasmo a aplaudir a las personas que cuidan de nosotros en este periodo de confinamiento. Parecemos emerger de las catacumbas, de unas viviendas que parecen vacías pero no lo están, de unos seres humanos que se encierran en sí mismos, pero que se abren a los demás. Es la respuesta a una enfermedad que nos obliga a separarnos; decimos con un gesto tan sencillo como salir a aplaudir a quienes velan ahora por nosotros: no puedo estar contigo, pero me gustaría abrazarte, acompañarte, cuidarte a tí también. Estoy aquí aplaudiendo porque es lo que puedo hacer, para que sepas que no estás solo, tampoco tu que sufres en silencio la soledad, tampoco tu que sientes los efectos de una enfermedad traidora, tampoco tu que parece que importas poco, pero no es así, todos importamos, todos es…

La Naturaleza también llora por el coronavirus

Imagen
Entre los muchísimos mensajes que me están llegando estos días, me ha preocupado especialmente alguno que hace referencia a la supuesta felicidad que generaría nuestro encierro a los demas seres vivos. Ya sé que es una broma, pero me parece de poco buen gusto, y sobre todo me preocupa que me lo haya enviado alguien que tiene una genuina preocupación ambiental.
En la primera entrada de este blog, y en su propio título, indico que la ecología solo será parte de nuestra vida si la entendemos de modo integral y, sobre todo, si nos entendemos nosotros, los seres humanos, como parte de la ecología. La naturaleza es nuestra casa, una casa que compartimos con los demás seres vivos. Me parece muy significativo que el cuidado de la casa común sea el subtítulo de la encíclica del papa Francisco Laudato si, una de las reflexiones más lúcidas sobre la cuestión ecológica
No debemos estar por encima de la naturaleza, dominandola y destruyéndola, pero tampoco debemos estar al margen de la misma. Si n…

La huella de carbono

Imagen
Llevamos varios meses trabajando en la cátedra de ética ambiental "Fundación Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno - Universidad de Alcalá" en la construcción de un observatorio virtual de la huella de carbono. Pretendemos facilitar al ciudadano información científica sobre el impacto en términos de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de distintos productos que consume o actividades que realiza. Diversos autores relacionan el compromiso ambiental, tan necesario para que puedan producirse transformaciones significativas en nuestra actitud hacia este problema, con tres elementos: querer, saber y poder. Si queremos, seguramente podremos hacer algo al respecto, cada uno en sus circunstancias cotidianas. Saber implica conocer el problema y entender su relevancia, pero también apreciar las implicaciones que tiene en la vida cotidiana. Con cierta frecuencia asociamos la mitigación del cambio climático a la acción de los gobiernos y corporaciones, pero no hemos de perder de vi…